Cañones antigranizo, la gran polémica de Volkswagen en Puebla

0
355

Volkswagen México aceptó el uso de cañones antigranizo en la zona de Cuautlancingo con la intención de bajar la intensidad de las lluvias, situación que ha afectado a los ejidatarios y productores de cultivo de la zona.

Al respecto, los productores acusaron que los cañones ahuyentan la lluvia en la zona y afectan alrededor de 180 hectáreas de cultivo temporal de más de 300 agricultores.

El uso de estos cañones comenzó en el mes de mayo pasado, después de que en 2017, Volkswagen anunciara una pérdida superior a los 20 millones de dólares debido a la caída de granizo sobre los automóviles terminados y que se encontraban estacionados en los patios de la empresa antes de ser trasladados a las diferentes concesionarias para su venta.

Aunque existe un dictamen de parte de la Comisión Nacional del Agua (Conagua) en donde se afirma que estos cañones no causan algún daño a los cultivos, la Secretaría de Desarrollo Rural, Sustentabilidad y Ordenamiento Territorial ya ha pedido se cancele el uso de estos cañones.

Sin embargo, la empresa dejó a entrever que seguirá con su uso ya que no afecta de alguna forma al medio ambiente y que cuenta con todos los permisos para usarlo.

En cuanto si tienen un efecto negativo o no en los cultivos, lo tiene solo cuando se utilizan de manera incorrecta.

José Juan Zamorano Mendoza, catedrático investigador de la Facultad de Agronomía de la UPAEP, indicó que los cañones solo deben utilizarse cuando la temperatura de la atmósfera es de cero a menos grados Celsius, esto es cuando comienza la formación de nubes con partículas pequeñas de agua.

Diferentes empresas han expresado su preocupación por el uso de esta tecnología y han pedido se considere el llamado de los agricultores para su uso, por lo que la situación parece estar lejos de terminar.

Fuente: El Sol de México

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here