¡Este es, señoras y señores, el ejército de Eduardo Rivera para el 2024!

993

Por. Itandehui Rodríguez / @Itandehui_RoMa

Tití y él abordaron la camioneta que los llevaría a la rueda de prensa dónde ya los esperaban todos los que abonaron para que la balanza se inclinara a su favor, todos salvo uno.

Estaban en la rueda de prensa Ana Tere Aranda, Rodrigo, Susana y Mario Riestra, Pablo Montiel, Edmundo Tlatehui y su esposa y un largo etcétera, encabezados por el propio Eduardo Rivera y su esposa, Liliana Ortíz.

El ambiente era por demás festivo y no es para menos, lograron lo que no parecía posible, conjuntar a varios actores que se han enfrentado en el pasado para sumar en torno a un proyecto, el proyecto de Eduardo Rivera, por supuesto que ayer ganaron, a reserva de que lo avale en unas horas la Comisión Organizadora Electoral del PAN, Augusta Díaz de Rivera y Marcos Castro, pero el gran ganador es el nuevo líder legítimo de Acción Nacional en Puebla y se llama Eduardo Rivera.

Ayer Eduardo Rivera ganó la candidatura a la gubernatura, él, por supuesto tiene los ojos puestos y todo el esfuerzo en la presidencia municipal, pero el triunfo de Augusta y Marcos es el triunfo de Eduardo, de su equipo, de su estructura ya desdoblada al interior del estado. Hay quiénes creen que el resultado es muestra de la polarización al interior de Acción Nacional y que por eso los números estuvieron tan cerrados, yo creo, por el contrario que, si la campaña hubiera durado más tiempo, la diferencia se habría ampliado. Lo que veo es la demostración de la adhesión al proyecto #Rivera2024 de una gran cantidad de panistas, como la de Jesús Morales en los últimos días.

Operativamente Eduardo cuenta con tres alfiles que van a empezar a construir en tierra los cimientos del proyecto, el primero es Marcos Castro, el nuevo Secretario General y con él, por supuesto, Pablo Montiel y Jesús Zaldivar.

Como se los anticipé en la primera parte de esta columna, la contienda iba a arrojar número cerrados, el interior se iba a polarizar, pero la ciudad y la zona conurbada iban a darle el triunfo a Marcos y a Tití y así fue, Montiel y Zaldivar entregaron los resultados que debían dar para poder cumplir con el cometido.

Por supuesto no podemos dejar de lado la operación de los Riestra, que lograron sumar a actores como Sergio Moreno Valle, cuya incorporación al proyecto acabó con la tesis de que el morenovallismo no podía adherirse al equipo de Eduardo Rivera.

También hay que destacar el trabajo de Humberto “el Tigre” Aguilar en las Cholulas, junto con Edmundo Tlatehui, no solo logró que San Andrés Cholula impactara en buena medida en el resultado final, sino que, además confirmó lo que todos sabíamos, que la presidenta Paola Angón no cuenta con el liderazgo del panismo en su municipio, por supuesto que el Tigre logró esto con el apoyo de Jorge Gómez; demostraron así que Paola es únicamente y exclusivamente producto de una ola que la arrastró y gracias a la que acabó siendo alcaldesa, pero de méritos propios, mejor ni hablamos. Tiene mucho, pero mucho trabajo por hacer y muchas relaciones que salvar si quiere que su carrera política no acabe en 2024.  Además, quedó claro, el líder moral de la zona conurbada es el Tigre Aguilar.

Por su parte Augusta Díaz de Rivera, con su lealtad, compromiso, entrega y dedicación tiene un pie en la candidatura al Senado en 2024 y esa, tampoco se la van a poder pelear.

Ana Tere Aranda y Paco Fraile, los grandes líderes morales del panismo poblano retomaron ese lugar del que hace tiempo los habían relegado, son hoy alma, espíritu y corazón latiente y batiente de Acción Nacional.

¡Este es, señoras y señores, el ejército de Eduardo Rivera para el 2024! El que en tierra será comandado, como ya lo dije, por Marcos Castro, Pablo Montiel y Jesús Zaldivar.

Por cierto, al inicio de esta columna les comenté que en la rueda de prensa estaban todos salvo uno, ese que faltó fue Jesús Zaldivar, quién permaneció en el bunker vigilando la recepción de las actas… Alguien debía cuidar el fuerte.

P.D. Tengo conocimiento de varios priistas que anoche morían por darle “like” a las publicaciones sobre el triunfo de Augusta y Marcos, ellos también ganaron, se saben parte de la alianza que registrará al candidato a gobernador en 2024.

Publicidad